Entradas

37 El servicio de nuestros pastores

Imagen
Ficha 37: El servicio de nuestros pastoresPADRESNIÑOS"Iglesia profética"Catequesis Justino (MP3)Oración:CHEQUEO DIVINO     Fui a la clínica del Señor a hacerme una revisión de rutina y constaté que estaba enfermo:    Cuando Jesús me tomó la presión, vio que estaba bajo de ternura.    Al medirme la temperatura, el termómetro registró 40º de ansiedad.    Me hizo un electrocardiograma y el diagnóstico fue que necesitaba varios by-pass de amor, porque mis arterias estaban bloqueadas de soledad y no abastecían a mi corazón vacío.    Pasé a ortopedia, ya que no podía caminar al lado de mi hermano, y tampoco podía dar un abrazo fraternal porque me había fracturado al tropezar con la envidia.     También me encontró miopía, ya que no podía ver más allá de las cosas negativas  de mi prójimo.    Cuando me quejé de sordera, Jesús me diagnosticó que había dejado de escuchar  su voz cada día.    Es por esto que hoy Jesús me ha dado una consulta gratuita y gracias a su gran misericordia, prometo …

36 Los apóstoles de Jesús

Imagen
Ficha 36: Los apóstoles de JesúsPADRESNIÑOS
13º domingo durante el año:TEXTOS Y COMENTARIO El evangelio de esta semana nos relata dos milagros de Jesús con un común denominador: es la fe la que consigue el prodigio. Una fe que tantas veces podríamos traducir como auto-confianza personal. Cuántas veces hemos visto a Jesús ocuparse precisamente de los marginados de la sociedad. Sus acercamientos siempre empiezan por derribar esos convencionalismos que separan. Y es que recuperar la dignidad es el primer paso para alcanzar la sanación.
Catequesis Justino (mp3) Vicky Irigaray: Aumenta nuestra feLa fe es capaz de sanarnos de raíz y darnos la vida en plenitud. Que todos nosotros seamos cauce de fe, salud y vida en nuestros entornos.
Material multimedia
¿Qué es un cardenal? ¿Y un consistorio?


24 de junio - Natividad de San Juan Bautista

Imagen
Catequesis Justino mp3SAN JUAN EL BAUTISTA
Una voz que grita en el desierto Juan Bautista, era el primo de Jesús, el hijo de Isabel y Zacarías. El ángel Gabriel, cuando anunció a María el nacimiento de Jesús, también le dijo que su prima Isabel estaba embarazada (cf. Lc 1,36) y María partió prontamente a visitar a Isabel, para ayudarla con el embarazo y el parto. Juan conoció a Jesús cuando cada uno estaba en la panza de su respectiva mamá, ya que, cuando María entró en la casa de Isabel, el niño que estaba en su vientre saltó de alegría.
Juan, desde su concepción, fue un motivo de alegría para todos. El Señor lo eligió para ser el profeta del Altísimo, para ir delante del Señor preparando sus caminos y dando testimonio de salvación (cf. Lc 1,76).
Cuando creció, Juan se fue al desierto para entregar su vida a Dios: vivía entre las arenas y las rocas, se vestía con piel de camello y con un cinturón de cuero, se alimentaba de langostas y de miel silvestre.
    Era sincero y valiente y, c…

11º domingo durante el año - ciclo B

Imagen
Lecturas y CATEQUESIS Justinomp3Ficha 35: LAS SEMILLAS DEL REINO DE DIOSPADRESNIÑOS
1. En la Confirmación recibimos una fuerza especial para asumir nuestra responsabilidad y misión como miembros adultos y activos en la Iglesia. Para poder cumplir con nuestra vocación y misión propia al servicio de la Comunidad, el Espíritu Santo reparte a cada integrante sus dones:I Corintios 12, 4-11.
2. El Espíritu Santo nos da fuerza para ser testigos de Cristo.  Quien es confirmado comienza a participar con los demás cristianos en la misión de la Iglesia: la EVANGELIZACIÓN. El que antes fue evangeli­zado, es ahora invitado a proclamar con todas sus fuerzas el Evangelio de Jesús. La confirmación no es un fin, sino el comienzo de una nueva etapa
de nuestra vida cristiana: hemos de crecer sin cesar. El confirmado está llamado a difundir el mensaje de Cristo con su palabra y sus actitudes, en todas las circunstancias. Es un PROFETA que anuncia el plan de Dios y denuncia todo lo que se opone a un …

10° domingo durante el año - ciclo B

Imagen
Catequesis Justino 34 -2 El sacramento de la ConfirmaciónPADRESNIÑOS
El Espíritu nos unge para ser discípulos misioneros, testigos de Jesús

1. La Confirmación, un nuevo Pentecostés.

     En Pentecostés, el Espíritu Santo transformó a los apóstoles, que se habían encerrado por miedo, en hombres valientes.      Salen a las calles y gritan al mundo la Verdad. El Espíritu de Jesús también nos puede cambiar y renovar profundamente a nosotros.      La Confirmación debe llegar a ser para cada uno de nosotros su Pentecostés personal, su transformación en una persona cada vez más configurada por el Espíritu de Jesús.      Renovados por el Espíritu Santo podremos renovar al mundo. "América Latina no será un continente nuevo sin hombres nuevos que, a la luz del Evangelio, sepan ser verdaderamente libres y responsables." (Medellín, Justicia 3).
2. Sacramento de la madurez cristiana
La Confirmación es como una maduración del Bautismo. Lo "confirma", refuerza y completa.Lo que…

Corpus Christi - ciclo B

Imagen
Somos el Cuerpo de Cristo Ficha 34PADRESNIÑOSCatequesis Justino (mp3)
1. Acabamos de celebrar la fiesta de Pentecostés. Jesús está siempre presente
con nosotros, por medio de su Espíritu. Los primeros cristianos lo entendieron bien,
por eso “acudían frecuentemente a la enseñanza de los apóstoles, vivían unidos, oraban...
y hacían la FRACCION DEL PAN”. Así llamaban ellos a la MISA.
Porque Jesús había dicho en la Ultima Cena: “Hagan siempre esto en memoria mía”.   En cada Misa, celebramos la Pascua de Jesús y renovamos nuestra alianza de amor con el Padre Dios. Unidos a Jesús, formamos su CUERPO VISIBLE EN LA TIERRA.           Escuchemos lo que nos dice San Pablo: I Cor. 12,12-19 Para celebrar el banquete eucarístico como signo, como expresión, como gesto de amor fraterno entre si, y con el Señor Jesús. Para celebrar la muerte y resurrección del Señor, que nos salva
y nos da VIDA NUEVA.

Pentecostés - Creo en el Espíritu Santo

Imagen
Jesús nos da su Espíritu y nos hace su PuebloFicha 32:  PADRES - NIÑOS
“Al llegar el día de Pentecostés, estaban todos juntos en el mismo lugar. De repente vino del cielo un ruido, semejante a un viento impetuoso, y llenó toda la casa donde se encontraban. Entonces aparecieron lenguas como de fuego, que se repartían y se posaban sobre cada uno de ellos. Todos quedaron llenos del Espíritu Santo”. Hechos 2, 1-4

HOMILÍA DE JUSTINO mp3

- “Estaban todos en un mismo lugar…”: ¿Dónde estoy yo…? ¿Me encuentro cerca o lejos de la comunidad de Jesús…? ¿Me siento perteneciente a su familia?... Oremos con mucha atención pidiendo, por medio de María Corazón Inmaculado el Espíritu que nos una y nos mantenga firmes en la fe y perseverantes en la comunidad cristiana.
- “De repente vino del cielo un ruido…”: ¿Qué ruidos son los que llenan nuestro corazón? ¿Qué voces llenan nuestro interior…? ¿Qué deseos nos atrapan y arrastran…? ¿Busco el silencio como experiencia que me plenifica y humaniza…? Oremos con i…